Convento de Religiosas Carmelitas Descalzas (Maluenda)

De Xilocapedia
Saltar a: navegación, buscar

El convento de Maluenda se fundó el 14 de noviembre de 1648 por la acción benéfica de doña María Navarro de Ezquiaga, hija del infanzón don Miguel, entrando, ya viuda, con sus dos hijas. Don Antonio Blanco, regente de Aragón, colaboró en la continuación del monasterio, en 1690. Se tiene constancia de la finalización de las obras por el obrero de villa Francisco de Aguirre. La M. Catalina de Jesús Grasa Naval (fallecida en 1740), con fama de santa, salvó Maluenda de la destrucción planeada por el general Pons.

La iglesia es de planta de cruz latina con una nave de tres tramos, cubiertos al igual que los brazos y el presbiterio, con bóveda de medio cañón con lunetos; el crucero tiene cúpula ciega sobre pechinas. Carece de capillas laterales y la ornamentación es muy sobria con pilastras lisas y entablamento de molduraciones rectas.

El claustro situado junto a la nave, en el lado del evangelio, tiene dos alturas con series de arcos de medio punto, doblados, con impostas a nivel de antepechos y de sálmeres. La cornisa es de ladrillo con dos filas de esquinillas y una intermedia de taqueado. La pieza más interesante de las conservadas es una escalera de planta imperial construida con pies derechos y barandillas de madera; se conservan, asímismo, las cubiertas de madera de varios lados del claustro. La fachada principal del conjunto recae sobre la huerta, con un muro de mampostería de tres pisos con huecos guarnecidos por rejas de forja y solana superior con celosía, sobre la que aparece una campanil de ladrillo con decoraciones de esquinillas y coronación del frontón.

La iglesia es muy sobria y muestra al exterior los muros de mampostería en la nave y brazo derecho del crucero, con fachada de los pies revocada y pequeños contrafuertes en la nave correspondiente a los arcos perpiaños.

Otras páginas web