Sierra de Valdellosa

De Xilocapedia
Saltar a: navegación, buscar
Error al crear miniatura: Falta archivo
Error al crear miniatura: Falta archivo
Vista del castillo de Tornos desde Valdellosa

Los montes de Calamocha o Valdellosa actúan de linde y cambio de vertiente entre la cuenca endorreica de Gallocanta y el valle del Jiloca, regulando los aportes hídricos de la laguna de Gallocanta. Merece la pena deambular tranquilamente por estos montes, ascender a san Esteban y Valdellosa, acercarse al cerro de santa Bárbara (donde encontraremos una ermita popular) o continuar por las sierras cercanas de Tornos y Torralba de los Sisones.

Si nos fijamos en sus características geológicas, estas cadenas montañosas forman parte del mismo alineamiento triásico que se prolonga hasta Sierra Menera, con predominio de arcillas y cuarcitas. Por eso podemos encontrar en algunos parajes pequeños afloramientos de minerales de hierro.

Estas colinas surgieron tras los movimientos tectónicos que provocaron el hundimiento de la fosa del Jiloca. Con posterioridad fueron erosionadas, permitiendo la aparición de complejos sistemas de glacis y ramblas que se observan hoy en día.

La composición de sus suelos permite la proliferación de formaciones boscosas de rebollo (Quercus faginea) y carrasca (Quercus ilex), asociadas a sotobosques ricos en jara (Cistus). Desde mediados del siglo XX se han realizado numerosas campañas de repoblación con pino laricio (Pinus nigra) y pino resinero (Pinus pinaster) que han cambiado la identidad de estos paisajes tradicionales. Actualmente predominan los bosques mixtos, con formaciones de quercineas y coníferas bien conservadas.