Historia de Aguatón

De Xilocapedia
Saltar a: navegación, buscar

Antes de la llegada de los romanos a Hispania ya había pobladores en la zona. De entonces se han hallado restos en la zona de la ermita de la Virgen del Castillo, restos de cerámica en El Castillejo, cerca de El Majanillo, y restos de trabajo de fragua en El Mas. De la época romana ha quedado una lápida encontrada en 1804 por un arqueólogo alemán y que en estos momentos se encuentra en Torremocha de Jiloca, empotrada en una fachada de la casa que era de Francisco Guillén y Victorina Hernández. La inscripción dice:

"l. CORNELIO PATERNO ANNORUM LX COR.

DIOGENES. PATRONO f.",

cuya traducción sería algo así como "A Lucio Cornelio Paterno de sesenta años, Cornelio Diogenes lo hizo a su patrono" y se puede interpretar como que al morir Lucio Cornelio Paterno, a los 60 años, el liberto Cornelio Diógenes le dedica esta inscripción. También de la época romana era un indicativo de una vía de comunicación que estaba en la rambla de la Virgen del Castillo, pero éste está desaparecido. Joaquín Traggia de Santo Domingo localiza Albonica entre Torrelacárcel y Camañas, en la zona de la ermita de Nuestra Señora del Castillo, localidad citada en el Itinerario de Antonino en el camino de Laminio a Caesaraugusta.

De la época musulmana también se han encontrado restos de cerámica en la zona del barranco de la Hoz, en los vestigios de los torreones vigía de El Majanillo y en el cerro de la Virgen. Durante el reino de Alfonso I de Aragón y Navarra (1104-1134) el límite territorial del Reino de Aragón ya llegó hasta el actual término municipal de Aguatón, hasta el alto del Puche. Sin embargo, las primeras noticias sobre Aguatón datan de 1279 cuando aparece nombrado junto con Bueña en un documento eclesiástico que concreta la pertenencia a la diócesis de Zaragoza, arciprestazgo de Teruel, consignando el pago de las primicias de 23 sueldos. Aguatón aparece también en la concesión que Pedro IV el Ceremonioso dio a los vecinos de la aldea en 1341. Otro documento de 1378 dice que la iglesia de Aguatón pagará 20 sueldos jaqueses en panes y corderos a Teruel, siendo quien gobernaba el rector de Bueña y Aguatón. Aguatón se incorporó efectivamente al Reino de Aragón en 1426, dato que se ha podido saber gracias a un documento de Alfonso V que cita la incorporación de estas tierras con fuertes cláusulas. Por aquel entonces Aguatón pertenecía a nivel administrativo y fiscal a la Sesma del Río Cella.

Desde 1426 Aguatón pertenece oficialmente al Reino de Aragón, ya que existe un documento de Alfonso V que cita la incorporación con fuertes cláusulas. En 1440 se estableció la regulación de las tierras y las gentes, prohibiendo la venta posible y fijando el impuesto de la Comunidad de Aldeas de Teruel.